Benighted - Asylum Cave



En el mundo del Brutal Death Metal hay una extraña tendencia a tratar de sonar lo más extremo y brutal posible (tal vez por eso se le llama Brutal Death) pero eso ha causado que en la insaciable búsqueda del kundalini destructivo muchos grupos tiraran la toalla de la originalidad a favor de tocar música que ha llegado a convertirse casi en una parodia de si misma. Tal vez el mejor ejemplo de esto se puede ver en la temática de las letras y la dirección artística de dichas agrupaciones (no todas, por supuesto).

Pero tengo en mis manos esta vez el nuevo disco de la banda francesa Benighted y no me queda duda acerca de que el crecimiento que esta banda ha tenido dentro de los círculos de este estilo no ha sido suerte: aquí hay material que no resulta un reciclaje de otras bandas y ni siquiera trata de imitar tendencias (bueno, no muchas).

Como es importarte en cualquier producción esta banda arranca con un tema que logra captar la atención gracias a uno de los sonidos más brutales y nefastos que se puede experimentar: el de un reloj despertador seguido de un locutor mañanero. Con esto claro el disco empieza su marcha a través de una mezcla agradable de Brutal Death con otros elementos como Grindcore y hasta unas cuantas cucharadas de Metalcore.  El resultado es efectivo,  hay solos cuando se requieren y chillidos de cerdo en los momentos precisos lo que hace que nunca se sienta cargado, claro que estamos hablando de un género violento y brutal que es capaz de embotar los sentidos pero por lo menos se nota que la mentalidad de la banda va un poco más allá que ganar crédito a costas de la excesiva contaminación sónica. Además, ¿Cómo no sucumbir ante los chillidos de un cerdo?

Como es de esperar en muchos discos hay temas que son mejores que otros y Asylum Cave no es la excepción pero a pesar de eso los temas “menos buenos” afortunadamente se encuentran arriba del promedio. Sumado a eso tenemos una producción sólida y una mezcla que permite escuchar los instrumentos sin que estos se coman entre sí

Este es un disco que recomiendo a quienes realmente gusten de este género ya que incluso toca un concepto lírico que dista de simplemente hablar de aberraciones sexuales o mutilaciones de una manera casi cómica; Asylum Cave trata de un hombre esquizofrénico y obsesionado con Josef Fritzl. Buen disco y uno que los amantes de lo rápido y bien pensado deberían comprar mientras esperar algo nuevo de Cannibal Corpse, Amputated o Aborted, y justamente hablando de estos belgas Sven De Caluwé (o Svencho para los “bien informé”) aparece en como un invitado especial en este álbum.

-Calificación-
78/100

Andrés


0 comments:

Publicar un comentario