Huntress - Spell Eater


Huntress es un fenomeno curioso. A pesar de ser una banda que basicamente presenta un disco debut (sin contar EPs o demos) el llamado "hype" sobre la salida de Spell Eater ha sido tremendo y buena parte de esto obedece, en mi opinión, a dos factores. Primero, Napalm Records ha hecho una gran campaña de promoción para ir metiendo el nombre de esta banda en la psique de las masas y segundo, Jill Janus tiene problemas para pasar desapercibida. Posicionamiento inteligente o no, no cabe duda de que Huntress ha sabido sacarle provecho a la imagen provocativa de Janus. Pero justamente esta explosiva rubia es una razón para desconfiar de un disco debut ya que hay algo sospechoso de una banda que muestra mas piel que temas. En fin, la duda se ha disipado y Spell Eater ha llegado.

Desde que las reseñas de este disco comenzaron a aparecer en Internet las comparaciones han sido muchas y variadas. Hay quienes llaman a Jill Janus la nueva Doro Pesch y otros que la comparan con King Diamond (¿?). Pero antes de hablar de esta peculiar vocalista es mejor arrancar por la base de la banda: su sonido. En este aspecto Huntress es una maquina de Heavy Metal que coquetea con algo de Thrash y Power, tanto que no temo decir que este disco se acerca mucho a como sonaba Blind Guardian en sus primeros discos o en trazar similitudes con Iced Earth en la forma compacta pero épica de hacer música. Como es de esperar el disco se encuentra repleto de solos bastante buenos y riffs de la vieja escuela que nunca caen el virtuosismo, pero son muy bien ejecutados.  Si partimos de este punto entonces se puede afirmar que Spell Eater presenta bastante potencial, ¿pero lo logra?


El éxito de este disco es un tema de debate. Ciertamente la banda sabe lo que hace y lo que busca, eso simplemente no se puede negar. Pero la manzana de las discordia viene en forma de una cazadora delgada y voluptuosa llamada Jill Janus. Mucho se ha hablado de la voz y el talento de esta cantante así como su credibilidad, la cual muchos descartan por explotar su cuerpo como arma de marketing. Pero que esto no debe de ser un obstáculo para quienes buscan una voz diferente. La mejor descripción que puedo pensar en este momento sobre el estilo vocal de Janus es como una mezcla de Doro Pesch muy enojada que acaba de tomar ácido de batería y Martha Gabriel con una pequeña dosis Angela Gossow. Es chillona, corrosiva, agresiva y a momentos se puede sentir como muchos cuchillos apuñalando papel aluminio, pero aporta algo diferente y logra que la banda con apenas un disco ya sea fácilmente identificable, lo cual es algo que muchas no logran en años.

No puedo quitarle méritos a Huntress por su primer trabajo pero tampoco puedo decir que es lo mejor que he escuchado en mi vida. Es un hecho que hay bastante talento y a pesar de que la parte vocal es uno de esos casos de amor u odio, por lo menos presenta algo diferente que resulta fresco; eso sí, hay que ver que tanto logran mantener el nivel y seguir adelante. Definitivamente unos de esos discos que todos deben oír para ver que es tanto alboroto sobre esta banda, pero que a la larga es un gusto adquirido.

-Calificación-
77/100 

Andrés



0 comments:

Publicar un comentario